jueves, 31 de diciembre de 2015

Mi muchedad


Llevo semanas planteándome si venir a hacer un balance de fin de año o no. Por un lado, porque dudo mucho que quede alguien que lo quiera leer, y por otro porque me gustaría acabar este año de otra forma. 

Lo reconozco, me cuesta mucho pasar por aquí. Es cierto que por un lado es falta de tiempo, pero por otra, es falta de humor. Este rincón, que ha servido para desahogarme y reirme a partes iguales, nunca pretendió ser un sitio serio. No quiero venir aquí a quejarme, ni a contaros un día a día que apenas tiene ciertos tonos de gris. No quiero entradas insulsas, ni quiero escribir por escribir. 

Llevo meses intentando indagar qué me pasa, intentando descubrir el problema, Será que Murphy me ha abandonado y le echo de menos? Será que no estoy hecha para la vida en Mordor? Será que el día que me hizo volver a España me ha cambiado para siempre? Será que no sirvo para ser madre a tiempo completo? No lo se, lo único que se es que las veces que me río con ganas ya no son habituales, son una excepción. 

Lo de madre a tiempo completo suena a broma. Tengo un negocio, sigo dando clases, tengo una casa que mantener y un niño al que cuidar. De hecho, me paso el día, literalmente, trabajando. Y me gusta lo que hago, me gusta asesorar, me gusta estar en casa y cuidar de mi hijo. Pero me falta la adrenalina. Me falta ser adulta. Me falta la música. Me falta vivir. Me falta tanto, que ayer volví a escuchar música en un equipo en condiciones, descubrí acordes de teclado en los que no había reparado hasta ese momento, y me puse a llorar. Creo que solo alguien muy friki puede entender algo así. 

Si mi hijo no me hace feliz? Por supuesto que si. El bicho es cariñoso y divertido como el solo, hace un mes ha empezado a comunicarse con más claridad (sigue sin hablar) y es para troncharse de la risa. No puedo quejarme ni un solo segundo de lo que me ha tocado en el mundo de la maternidad. Tengo un hijo guapísimo, listo, cariñoso, que come bien, que duerme bien y que no se pone malo casi nunca. Un chollo, vamos.

Respecto a Tarek, tampoco tengo derecho a queja. Ya tiene su NIE, ya tiene trabajo relativamente estable, un buen trabajo que le gusta y donde le valoran. Pasa 11 horas fuera de casa, 11 horas que yo paso sola con el niño, pero el vuelve feliz de la vida. Y yo me alegro por él, porque si es feliz, todo fluye mucho mejor. Al fin está a gusto en España, y parece que la época de horror que nos perseguía cuando llegamos ya ha terminado. 

Por tanto, visto lo visto, no tengo derecho a quejarme. Todo lo que quería lo hemos conseguido. Hace un año hubiera matado por tener lo que tengo ahora. Vivo mucho más tranquila y al fin duermo por las noches (no era culpa de mi hijo, era culpa del estrés), pero no me río. No me levanto con ganas. Todo me cuesta un mundo. No me apetece ver a nadie porque no me siento orgullosa de mi misma. Si leo post de hace un par de años, no me reconozco. Y me jode, me jode un montón, porque yo no quiero ser así. 

Así que este año solo voy a pedir una cosa. Que el 2016 me traiga de vuelta mi "muchedad". Que mi camino vuelva a ser mío, y que solo yo decida por donde continúa. Y que Murphy me visite, aunque sea para tomar un café. 

Deseadme suerte. Feliz año. 

17 comentarios:

  1. Ánimo Drew, se bien de lo que hablas, espero de verdad que el 2016 te traiga toda la luz. Un abrazo y feliz año a tu bonita familia.

    ResponderEliminar
  2. Ánimo Drew, se bien de lo que hablas, espero de verdad que el 2016 te traiga toda la luz. Un abrazo y feliz año a tu bonita familia.

    ResponderEliminar
  3. Hace siglos que no te leo como a todo el resto por falta de tiempo.
    Hoy tengo 5 minutos y piqué a este enlace.
    Son etapas drew, mas o menos todas pasamos por ellas.
    Has conseguido mucho y bueno en éste año y seguro que tus risas contagiosas volverán pronto, muy pronto.
    Las mías van a semanas ;).
    Besiños

    ResponderEliminar
  4. Hay fases en la vida en los que uno tiene todo lo que habría deseado en un momento y sin embargo no hay esa satisfacción... o risa... o a saber cómo llamarlo.
    A mí últimamente me pasa algo parecido.
    Quizás haga falta un día más de año bisiesto para conseguirlo. Ojalá sea pronto!! Que se te echa de menos!! =)

    ResponderEliminar
  5. No sabes cómo te comprendo. Estoy prácticamente igual, solo que lo mío añadido se llama menopausia, pero no solo. Yo también he tenido un cambio del que aún no me he recuperado y hace ya 6 años que estoy en Austria y que tengo el nuevo negocio. Y sin embargo, he perdido mi yo feliz y no sé cómo recuperarlo. Creo que lo que nos pasa es que estamos sobrepasadas. Los cambios tan grandes no son fáciles de asimilar, es todo nuestro entorno el que ha cambiado, y hay ocasiones en la vida en que se juntan demasiadas cosas. Estoy segura. Somos seres muy frágiles y hay cosas que no entendemos de nuestro funcionamiento mental y emocional. Espero que las dos lo superemos. Si necesitas algo, contáctame por privado.
    Feliz Año 2016! Ya verás como volveremos a sonreír.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Jo Andrea, como me jode oír eso. Es una pena. Suena a depresión así que miralo. A veces, sin embargo, basta con mirar la vida desde otra perspectiva para que tu mente haga clic y vuelvas a ser la de antes. Ojalá este 2016 puedas conseguirlo.
    Ánimo guapa!
    Feliz año nuevo!
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Hola wapa...soy adela!..es posible que quizás necesites encontrarte un poco y esta racha tenga cierto sentido que descubras próximamente. De toda época se puede sacar algo bueno..y seguro que hay muchísimas cosas en tu nueva vida asi que parte desde ahí.Yo llevo unos años siendo más solitaria por decepciones con la gente..me cuesta confiar y ya apenas salgo..pero siempre pienso que aún así..estoy bien y no me van las cosas tan mal..ya mejorará..pero mientras llega ese día busca lo que te haga sentir mejor

    ResponderEliminar
  8. Hola wapa...soy adela!..es posible que quizás necesites encontrarte un poco y esta racha tenga cierto sentido que descubras próximamente. De toda época se puede sacar algo bueno..y seguro que hay muchísimas cosas en tu nueva vida asi que parte desde ahí.Yo llevo unos años siendo más solitaria por decepciones con la gente..me cuesta confiar y ya apenas salgo..pero siempre pienso que aún así..estoy bien y no me van las cosas tan mal..ya mejorará..pero mientras llega ese día busca lo que te haga sentir mejor

    ResponderEliminar
  9. Mucho ánimo. No sé si te entiendo, pero creo que lo que te pasa es que estás en una nueva fase de tu vida y hay que aceptarlo. Es normal que no hagas cosas que antes sí hacías. No sé, es como si te desesperaras porque ya no juegas con muñecas. Disfruta con lo que tienes, que es mucho y muy bueno ... y no nos dejes tirados.

    ResponderEliminar
  10. Tendrás morro de decir que no te ríes, con los méritos que hago yo cada día!!!

    ResponderEliminar
  11. ¡Venga arriba ese ánimo, Drew! Sé perfectamente lo que te pasa: demasiado estrés. Te des cuenta o no. Y aunque no te guste, deberías ir al médico, porque demasiado tiempo así puede llevarte a una depresión, que quizás es un poco como empiezas a sentirte ahora mismo. Así que plantéate como reto para el 2016 un reto muy importante: cuidarte a tí misma. En serio, ve a que alguien te ayude. Yo he pasado por etapas como tú, y agobian más de lo que se ve a simple vista (que ya es mucho).
    Besos guapa, y achucha al pequeño Terro.

    ResponderEliminar
  12. Ánimo sister, hay épocas duras, aunque todo parezca estar en orden. Y si ves que la cosa no chuta, busca tiempo para ti como sea, porque si no están bien, lo demás no puede funcionar.
    Un abrazo bonita.

    ResponderEliminar
  13. en Ecuador (bueno en el doblaje para Latinoamerica) le decimos "muchosidad"

    creo que tu muchosidad está ahí, solo que diferente. no puedes reconocerte en tus posts anteriores porque has cambiado, has vivido cosas que te han hecho cambiar, ahora haces cosas que antes no hacías.
    el otro día veía un capitulo de How I met your mother (has visto?, espero q sí) en que Robin x primera vez en su vida le había dado prioridad a una relación amorosa antes q a su trabajo. y Ted le decía que la Robin de antes era grandiosa (algo así) pero la de ahora es maravillosa, mucho mejor!
    quizá estás buscando en ti, algo que antes eras - algo bueno-, pero no ves lo muchísimo mejor que ahora eres.

    pd: murphy? en serio murphy?! cuidado viene recargado jeje

    un abrazo!

    ResponderEliminar
  14. Oye, el derecho a quejarse es intocable! aunque todo parezca haber ido bien, hay cosas que son tan básicas y personales que solo uno las evalúa, así que quéjate cuanto quieras ò.ó

    Más que nada porque una vez verbalizada la queja toma forma y se puede enfrentar de mil maneras, incluso riéndote de ella.

    :***

    ResponderEliminar
  15. Tu muchedad sigue ahí, nada ni nadie te la podrá arrebatar nunca, pero es cierto que el estrés nos cambia, nos hace diferentes, y tú has tenido muchos cambios en tu vida. Te entiendo, yo también paso muchas horas sola con mi hija, y aunque es lo que más quiero del mundo, me faltan esos momentod de adulto en mi día a día. No hagas recopilación solo de lo negativo del año, seguro que también hay cosas buenas.

    ResponderEliminar
  16. Hola!!!!! Tienes todo el derecho del mundo a quejarte, faltaría más. Mira, son rachas y a veces cuando uno ha luchado tanto como tú para conseguir algo, cuando consigue cierta estabilidad siente esa especie de hastío. No te agobies, sin ser ninguna experta en nada creo que es normal,todo llegará y volverás a sentirte feliz, a reírte y a recuperar tu muchedad. Un besín y cuando releas este post dentro de un año te sentirás mucho, ya verás.

    ResponderEliminar
  17. Te entiendo perfectamente... la maternidad y el estres del trabajo te cambian para siempre... pero tengo quedarte ánimos y decirte que todo es acostumbrarse a la nueva situación... y conforme PF crezca lo notarás... y mucho!!! ya verás cómo poco a poco te vas reencontrando cuando el peque sea menos dependiente. Se pasa mal, se pasa muuuy mal, pero ánimo, se supera y mejora. Ya no volverá a ser exactamente como antes porque las circunstancias han cambiado, pero mejorará, ten fe!! ÁNIMO QUE TÚ PUEDES CON ÉSTO Y MUCHO MÁS!!! :*

    ResponderEliminar